28.02.2018

Bis: cuando las segundas partes son buenas

El restaurant de Gonzalo Aramburu dejó el barrio de Constitución y se trasladó al coqueto Pasaje del Correo, en plena Recoleta.


El refrán popular asegura que “las segundas partes nunca fueron buenas”, pero Bis, el segundo hijo gastronómico de Gonzalo Aramburu, lo refuta.

El chef lo abrió a comienzos de 2014, en la esquina de Humberto Primo y Salta, a tan solo 50 metros de Aramburu, su hermano mayor. El nuevo restaurant se proponía como una versión más popular -al paladar y al bolsillo- de su hermano mayor y, pero con la misma excelencia gastronómica. 

El experimento fue bueno, tanto que ahora dejó el barrio de Constitución y se trasladó a un spot mucho más paquete y acorde con la propuesta, el Pasaje del Correo, en Recoleta. 

Con una ambientación sobria y de impronta romántica -sobre todo por la noche cuando la luz natural cede paso a la de las velas-, la nueva casa de Aramburu Bis cautiva.

 

La carta es bien completa, con opciones para diferentes situaciones de consumo, desde raciones y charcuterie pasando por poderosos principales, pastelería para la tarde y brunch los domingos. 

De entrada, se lucen las mollejas ahumadas con manteca de hierbas y hojas de estación ($280) y la burrata con tapenade y chutney de tomates ($120).

A la hora de los principales, la pesca llega fresca del mercado, así que hay que consultar la opción del día. Los amantes de los arroces y risottos están de parabienes con el arroz caldoso al horno con sofrito de mejillones y langostinos (atención estómagos flojos, la porción es muy abundante).

Si la idea es probar las carnes, el cordero es una excelente opción, como también el bife ancho con hueso, que sale en una porción de 600 gramos y se cocina al kamado (un horno de barro japonés). Tampoco faltan las opciones de pastas caseras. 

 

De postre, el cremoso de chocolate con crumble de algarroba y curd de durazno es el balance perfecto para los que buscan opciones chocolatosas, pero no quieren empalagarse. 

Otra buena opción es el tartin de higos y cremoso de mascarpone (de tamaño ideal para compartir), simple y sabrosa.

Para el mediodía hay opciones más livianas de sándwiches y ensaladas; y los domingos ofrecen un brunch ($600) high level con copa de espumante, selección de quesos y frutas de estación y dos opciones de huevos, principales y postre.

También es plan pasar por Bis sin sentarse a la mesa, ya que, al igual que en su antigua casa, venden patés, terrinas, pan de campo y tartas, entre otros productos, para llevar. 

Más información:
Vicente López 1661, Local 12
4813-5900 


comentarios

Los comentarios y opiniones enviadas a este espacio de expresi�n, son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Groser�as, acusaciones sin fundamento e insultos ser�n eliminados por el moderador. Al dejar su comentario el usuario acepta recibir nuestro newsletter y autoriza a Planeta JOY a incorporar su mail a su base de datos.

Dejá tus comentarios