22.12.2014

Bodega Cruzat: burbujas clásicas y modernas

La casa de Perdriel se posiciona como una de las más sofisticadas productoras de espumosos y consolida su lugar en el mercado.

Bodega Cruzar

A la hora de elaborar espumosos, los enólogos están divididos. Como en otras ramas profesionales, hacer bien las burbujas implica una especialidad. Así, al que le picó el bicho Extra Brut, no puede ni debe renunciar. El asunto es que a pocos les pica.
 
Pedro Rosell, agrónomo y enólogo de Bodega Cruzat, compañía de la que también es socio, es uno de esos hombres a los que les tocó la efervescencia. Como tal, es muy respetado por sus colegas, de quienes ha sido incluso profesor. Porque Rosell lleva toda una vida haciendo buenas espumas de vino. Cruzat es su última creación.
 
De capitales chilenos, esta bodega nació en 2004 en Perdriel, Luján de Cuyo, Mendoza. Una década después, la casa ganó prestigio, consolidó un porfolio de burbujas elaboradas por el difícil método de fermentación en botella y logró ingresar en el mercado de la mano de un buen distribuidor que le da vida en la góndola: Cluster Wines. Por eso habrás notado que aumentó su presencia en vinotecas, mientras que sus precios van más lento que el resto del mercado. Eso los convierte en una apuesta segura para estas Fiestas.
 
Conviene partir por el Cruzat Clásico Extra Brut ($132), Chardonnay-Pinot Noir de Luján, con doce meses de crianza sobre borras, cuyos aromas frutados y evolutivos son tan delicados como el paladar, de frescura moderada. El Rosé de la misma línea es Pinot-Chardonnay y de un color atractivo para el mismo estilo de vino.
 
El upgrade es la línea Cruzat Cuvée Reserve ($190), que emplea Pinot Noir y Chardonnay de Valle de Uco y 24 meses sobre borras. Su Nature es seco y tirante, con aromas de frutas y panificados, ideal para brindis íntimos. El Extra Brut, por su parte, ofrece un dosaje mayor de azúcar, aunque al paladar local nos resulta ligeramente seco y con buena frescura, con aromas frutales. Cierra la terna Rosé Extra Brut, de color salmón y rica frescura, que fue galardonado por Decanter World Wine Awards con un Trophy, convirtiéndose así en el primer espumoso local en llegar tan lejos.
 
El último lanzamiento de la casa es el Cruzat Demisec ($132), a tono con la tendencia dulce que crece en el mercado nacional, de dulzor agradable y aromas joviales de frutas blancas.
 
MÉTODO TRADICIONAL

Conocido como método champenoise o tradicional, es el empleado históricamente para la obtención de espumosos. El punto de distinción con el resto, es que la toma de espuma –es decir, la refermentación que implica la conversión de un vino en espumoso– tiene lugar en la misma botella que le llega al consumidor. Y esa técnica demanda confianza y expertise en el manejo. Pedro Rosell es especialista en este método y no elabora de ninguna otra forma, por principios y calidad de resultados, según afirma.
 
TURISMO ESPUMOSO
Cruzat ofrece una serie de propuestas para el visitante que vale la pena destacar. Primero, porque no son muchas las bodegas en las que se puede observar completo el método de elaboración de un espumoso; segundo, porque la bodega en sí es muy bonita. Ofrecen packs de degustación, de almuerzo y de catas con Pedro Rosell que hay que reservar con tres días de anticipación llamando al 0261-5242290 o bien escribiendo a info@bodegacruzat.com. Si tenés pensado viajar a Mendoza, no dudes en visitarla.

Por Joaquín Hidalgo

comentarios

Los comentarios y opiniones enviadas a este espacio de expresi�n, son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Groser�as, acusaciones sin fundamento e insultos ser�n eliminados por el moderador. Al dejar su comentario el usuario acepta recibir nuestro newsletter y autoriza a Planeta JOY a incorporar su mail a su base de datos.

Dejá tus comentarios

más leidasmás comentadas