16.02.2015

Champagne Bar: la nueva barra del Alvear Palace

El histórico hotel de Recoleta inauguró un nuevo espacio con cocktails elaborados a base de espumantes, con el sello de Inés de los Santos.


Está semi oculto. Hacia la izquierda, al fondo, no bien uno ingresa al Alvear Palace Hotel. Allí, donde durante cinco años estuvo el Cigar Bar, desde fines de 2014 funciona el Champagne Bar, un nuevo rincón para bebedores sofisticados en la ciudad.

“En muchos de los grandes hoteles del mundo es frecuente encontrar dos bares”, explica Pascal Bernard, a cargo de los restaurantes del hotel. “Por eso, además del Lobby Bar, donde se sirven cocktails clásicos y hay tránsito de gente, creamos este espacio un poco más privado”. Con capacidad para no más de 20 personas y un estilo Art Decó, el Champagne Bar brinda una atmósfera calma, con cómodos sillones, mesitas redondas, paredes de nogal y una ventana que da hacia la calle Rodríguez Peña.

La especialidad de la barra, claro está, son los espumantes. Ojo: no vas a encontrar acá la gran variedad de burbujas argentinas, ya que la exclusividad de marca la tienen los productos de Chandon, tanto los nacionales como los importados (Krug, Dom Perignon y Veuve Cliquot, entre otros). El foco está en los tragos con espumantes. Tragos que fueron creados por Inés de los Santos, y (acorde con las características de su bebida base) apuntan a lo fresco y frutal, como el Fizz Gunpowder (Brut Nature, gin infusionado con té verde, almíbar de limón y zestes de lima) o el L’Hugo (Extra Brut, almíbar de sauco de Patagonia, menta fresca y lima). Todos los cocktails -son once en total- cuestan $160, salvo los que están elaborados con champagne francés como el La Provence Mimosa ($280), a base de Veuve Clicquot, jugo de pomelo rosado y bitter de lavanda.

También se pueden pedir espumantes por copa (inclusive algunos importados) o por botella entera. Y si querés un whisky o algún trago sin burbujas, el bartender Ramiro Martín también lo puede preparar.

Para acompañar, hay ostras y una selección de quesos y fiambres. Además, los jueves (y a partir de marzo también miércoles y viernes), viene un sushiman a preparar piezas de sushi y tiraditos allí mismo, en la barra (ideal, en ese momento, pedir el Tokio Sling, con Extra Brut, sake, jugo de pepino y menta).

Para un trago antes de la cena, para una charla de negocios, o algún encuentro entre amigos que busquen conversar tranquilos, el Champagne Bar es una nueva buena alternativa en Buenos Aires.

Alvear Palace está en Av. Alvear 1891, Recoleta. Abre todos los días, desde las 6 de la tarde hasta las 2 de la mañana. Para reservas podés llamar al teléfono 4808-2100.

Por Claudio Weissfeld

comentarios

Los comentarios y opiniones enviadas a este espacio de expresi�n, son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Groser�as, acusaciones sin fundamento e insultos ser�n eliminados por el moderador. Al dejar su comentario el usuario acepta recibir nuestro newsletter y autoriza a Planeta JOY a incorporar su mail a su base de datos.

Dejá tus comentarios