06.07.2010

El ranking del raviol: estos son nuestros 9 favoritos

En qué restaurantes probar los ravioles más ricos y originales de Buenos Aires.


La raviolada familiar de los domingos es mucho más que un lugar común que usan los guionistas de las series de televisión constumbristas argentinas. Es un indicio que los porteños somos fanáticos de los ravioles y no por nada es nuestra pasta rellena emblemática. Desde los tradicionales de verdura hasta los de langostinos o jabalí, la oferta raviolera en los restaurantes de Buenos Aires es enorme. Estos son nuestros favoritos.

1. Ravioles Don Pancho en IL VERO MANGIARE
El nombre de este bodegón cambió hace seis meses (antes era La Vera Calabria), pero los dueños siguen siendo los mismos y los ravioles, también. Entre todas las variedades elegimos los Don Pancho que no son más que los clásicos ravioles caseros de ricota y verdura acompañados de una salsa de crema, tomate, albahaca y hongos italianos ($48). Simples, sin secretos, pero los mejores. El nombre hace honor al nonno que fundó el local allá por 1948. Un sí rotundo.
(Batalla de Pari 700, Villa Crespo / T.4584-1275)

2. Ravioles de verdura en ALBAMONTE
Un clásico de Buenos Aires. Ojo: no están siempre en la carta (cada día tiene su pasta especial) pero cuando toca, agarrate. Son para empacharse y volver a comerlos. La porción cuesta entre 29 y 36 pesos de acuerdo al tipo de salsa, que se caracterizan por ser las de siempre: desde un rico pesto hasta parisien o alle vongole. Vienen en porciones abundantes servidas en un gran plato de aluminio.
(Corrientes 6735, Chacarita / T. 4553-2400)

3. Ravioles negros en MAMMA SILVIA
Un secreto bien guardado de la zona sur de la ciudad. En esta cantina (banderines de San Lorenzo y Huracán, sillas de caño, manteles colorados), la gran estrella son los ravioles negros con salsa de mariscos ($85). A no asustarse con el precio porque la fuente rinde para dos (y hasta para tres) y no escatima en salsa. Para sumarles picor, se puede pedir pepperoncinos en aceite.
(Av. La Plata 1988, Boedo / T. 4923-2400)

4. Ravioles de ricota y nuez en SPIAGGE DI NAPOLI
Estos muchachos saben lo que hacen. Desde hace cuatro generaciones se dedican a producir pastas caseras que en la mayoría de los casos (vermichelis, fusillis, fideos verdes) se venden por kilo en el local. Los ravioles llegan por porción y son una historia aparte: de buen relleno y contundente sabor. Entre nuestros favoritos están los de ricota y nuez acompañados por un clásico fileto.
(Independencia 3527, Boedo /  T. 4931-4420)

5. Ravioles de seso y verdura en MARTITA
Se sabe: en este bodegón los mozos son simpáticos sólo con los conocidos y habitués. Sin embargo, el hecho de que esté siempre lleno deja en claro que lo importante es la comida. Y entre los platos que atraen a las multitudes están los míticos ravioles de seso y verdura, que salen con tuco o scarparo. Las malas lenguas dicen que no son fatto in casa sino que el dueño las compra en la popular fábrica de pastas La Salcedo (más de 50 años en Salcedo y Boedo).  De cualquier manera; son ineludibles.
(Cochabamba 3700, Boedo / T. 4931-3584)

6. Ravioles de jabalí en LITORAL
En esta parrilla palermitana el punto fuerte son las carnes exóticas a la parrilla, pero los ravioles de jabalí no se quedan atrás ni en sabor ni en exotismo. ¿Por qué? Son provistas por Sorsi, pequeña empresa que elabora raviolones caseros (y también hacen delivery a particulares en la zona de Belgrano y Colegiales). Son tan sabrosos que acompañarlos con una salsa es totalmente redundante. En Litoral lo saben y por eso llegan apenas cubiertos con unas escamas de parmesano.  ¿El precio? 37 pesos.
(Costa Rica 4933, Palermo / T. 4831-5508)

7. Ravioles  de ortiga en DOPPIO ZERO

La calidad empieza por el relleno. Ortiga orgánica traída de una colonia de irlandeses en la provincia de Buenos Aires, más espinaca, más parmesano, más ricota casera. La masa, en tanto, es fina y ligera. El mix resulta en unos ravioles que se cuentan entre los mejores de la ciudad ($41). Otra alternativa igual de recomendable en este restó italiano son los de pato confitado (con 5 horas de cocción y bien especiados) a 48 pesos.
(Zabala 1925, Belgrano / T. 4784-3420)

8. Ravioles de langostinos en BROTES DEL ALMA
Un buen raviol no se crea de un día para el otro. Este, por ejemplo, tuvo meses de ensayo y error antes de que los dueños de Brotes del Alma (restó de 32 cubiertos inaugurado en febrero de 2010) llegaran al resultado perfecto: un relleno que combina langostinos (en cubos chicos pero distinguibles), mascarpone, ricota y cebollas y una salsa de lima, crema y lemon grass que potencia de una manera sutil el sabor. Cuestan $29 y la porción es chiquita, pero rendidora.
(Olazábal 1422, Belgrano / T.4781-4504)

9. Ravioles de cordero patagónico en PIERINO
Una cantina calabresa no puede no tener grandes platos de pastas. Y de todas las caseras que se amasan en Pierino, los ravioles de cordero son una de las grandes estrellas. Muchas veces las sirve el propio Pierino y pueden acompañarse con una salsa de hongos o con la Di Pierino, elaborada con rúcula y gorgonzola.
(Lavalle 3499, Almagro / T.4864-5715)


¿Cuál es tu restaurante preferido para comer ravioles? ¿Nos contás?


Por Cecilia Boullosa

comentarios

Los comentarios y opiniones enviadas a este espacio de expresi�n, son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Groser�as, acusaciones sin fundamento e insultos ser�n eliminados por el moderador. Al dejar su comentario el usuario acepta recibir nuestro newsletter y autoriza a Planeta JOY a incorporar su mail a su base de datos.

Dejá tus comentarios