29.07.2009

Globalight: refinamiento y champagne para llevar de paseo

Veuve Cliquot, el más chic de los espumantes franceses, convocó al reconocido diseñador Karim Rashid para crear un estuche portátil y cosmopolita para la más versatil de las bebidas.


Globalight de Veuve Clicquot fue lanzado en abril de este año. Con esta nueva creación el lujoso champagne del Grupo LVMH afirma su compromiso con el diseño de excelencia, la innovación y la audacia de imagen. Globalight by Karim Rashid es una pieza única de diseño que reinterpreta los viejos candelabros franceses a la luz de la genial creatividad del diseñador del momento.

Veuve Clicquot, el más chic de los champagnes franceses, es una meca del buen gusto lanzada ahora a una intrépida búsqueda de estilo. Fundada en 1772 en Reims, en el corazón de la Champagne, se la reconoce desde siempre por su etiqueta color naranja. Rashid, por su parte, es el diseñador más buscado por lo vanguardista y refinado de sus creaciones. En esta, su segunda pieza trabajando en colaboración, el vínculo inaugurado por Loveseat, el sillón romántico que lanzara la marca el año pasado, profundiza el camino intimista de su predecesor.

Este candelabro high tech, una edición limitadísima de 500 unidades, cuesta al público la módica suma de cuatro mil quinientos dólares. ¿El secreto de su precio? La mezcla precisa entre diseño y funcionalidad. El Globalight permite mantener frío la champagne por al menos cuatros horas, mientras que sus leds incorporados arrojan una suave luz rosada para crear la clima intimista, que en palabras de Rashid, es la versión moderna del romanticismo que encarna el Veuve.

Globalight realza el ritual de disfrutar de un buen champagne de manera sofisticada y estilizada.
Rashid es un reconocido diseñador que ha sumado al mundo más de 2500 objetos de estilo e ingenio. Nacido en El Cairo, Egipto, criado en Inglaterra y Canadá, hoy desarrolla sus ideas en New York desde donde proyecta su luz al globo, mientras vive su mejor momento. Sus creaciones son premiadas en las capitales del diseño, de Japón a Estados Unidos y Europa, y se extienden a los campos más variados, desde bebidas a mobiliarios, pasando por la decoración de interiores, como la que realizó para el restaurante Morimoto en Philadelphia. Con el grupo LVMH, dueño de Veuve Cliquot, desembarcó el año pasado con Loveseat y ahora afianza su relación con Globalight.

Si antes fue un sillón para momentos románticos en la intimidad del hogar, ahora Globalight propone tenerlo en cualquier lugar y momento. Las imágenes de la campaña lanzadas por Veuve Clicquot son demostrativas: desde los lagos a la selva, vayas donde vayas, tendrás la temperatura y la luz adecuadas para beberte una copa de Veuve.

Refinados lectores de Planeta JOY, el romanticismo se reestrena esta temporada.

comentarios

Los comentarios y opiniones enviadas a este espacio de expresi�n, son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Groser�as, acusaciones sin fundamento e insultos ser�n eliminados por el moderador. Al dejar su comentario el usuario acepta recibir nuestro newsletter y autoriza a Planeta JOY a incorporar su mail a su base de datos.

Dejá tus comentarios
más leidasmás comentadas