15.06.2010

Restaurantes con onda para modernizar a tu viejo

Antes de que tu papi reserve la misma mesa en esa parrilla de siempre, elegí vos y llevalo a festejar su día a un restaurante distinto.


Tu restaurante favorito tiene una carta de cinco platos, una barra de tragos y música de Kings of Convenience. El de tu viejo, un menú de treinta páginas foliadas, un estante con botellas de Old Smuggler, y mucho bullicio. Para este Día del Padre, Planeta JOY te propone mostrarle algo nuevo: llevalo a un restaurante moderno al que él jamás llegaría por sus propios medios.

Te recomendamos 10 restaurantes con onda para que el 20 de junio le muestres a papá parte de tu mundo. Si se copa, el año que viene ya sabrá lo que es un sashimi, y se habrá olvidado de los escalopes a la romana y del lomo al champignon.

1. TAJ MAHAL
Primero explicale a tu viejo que se dice comida india, no hindú (hindú refiere a la religión). Aclarado este punto, hay varios restaurantes de este tipo en la ciudad, pero Taj Mahal reúne varios atractivos: la comida está buena y en los plasmas que cuelgan de las paredes dan videos de Bollywood, el cine indio que imita a la meca californiana logrando un kitsh excéntrico. Probá el Tangdi kebab, pollo marinado en yogur y queso condimentado con especias y de postre ; o el Gulab jamun, bombones cremosos con almíbar de rosa y cardamomo. Calculá unos $70 per cápita.
(Nicaragua 4345, Palermo Soho / T. 4831-5716)

2. ANTARES
A la hora de la cerveza tu viejo duda entre la Palermo y la Bieckert. Contale que también hay vida fuera de las cervezas industriales. En Antares tenés el marco ideal: un lugar joven, cálido, con una comida sencilla y un camino real de cervezas para iniciarlo en una experiencia nueva. Lo ideal es pedir la degustación, que trae un vasito con cada una de las variedades que elaboran, acompañado por una picada alemana de fiambres o frutos de mar. De postre, pedí el brownie con una Stout, te vas a sorprender. Todo, por 80 pesos por persona. Una linda forma de compartir una birra con tu viejo.
(Armenia 1447, Palermo Soho /  T. 4833-9611)

3. SAGARDI
Si sos de ascendencia vasca, éste es tu lugar. Si sos de ascendencia italiana, húngara o coreana, también. La cocina vasca entre las mejores del mundo y Sagardi la reivindica en un barrio ideal para un domingo al mediodía. Quedate en el salón de adelante y tapeá con el sistema típico de Euskadi: te servís todos los pintxos que quieras y al final te cuentan cuantos palitos te quedaron, lo multiplican por 8 (el valor de cada uno) y te cobran el total. Probá el atún con puerro frito, pimientos rojos y anchoas. De beber, la típica sidra vasca. Perfecto para una charla larga y tranquila, cara a cara.
(Humberto Primo 319, San Telmo / T. 4361-2538)

4. 5TA ESENCIA
Vos te fuiste a México en plan histórico y antropológico. Tu viejo a Cancún con el 1 a 1. Con estos extremos hay que encontrar un punto medio. Y qué mejor que buscarlo en la mesa. Pero no lo lleves a Xalapa o Cielito Lindo, te va a decir que para eso se compraba unas Rapiditas Bimbo y se hacía unos “arrolladitos de carne” en casa. Hacé una reserva e invitalo a 5ta Esencia, un pequeño restó de Vicente López atendido por sus dueños. Pidan tacos de carne adobada, mole poblano, fajitas y carnitas. De postre, el helado de coco con banana flambeada. Margarita o shots de Tequila para el brindis. Ojo que se mudó hace poco. Anotá la nueva dirección.
(Debenedetti 617, La Lucila / T. 4794-4291)

5. GREEN BAMBOO
Para vos la comida vietnamita no es nada nuevo mientras que a tu viejo todavía le va a recordar a la guerra y a los hippies. Contale otra historia en Green Bamboo, uno de los primeros en animarse a preparar platos étnicos en la ciudad. Empezá por la barra y los tragos (Green Grass o Dragon Ball), frescos y revitalizantes, y acompañalos con unos Nem Saigon (rolls fritos rellenos de carne de cerdo y envueltos en papel de arroz). De principal compartan el Vit Quay (pato confitado con hongos shitake y ginger). Explicale sin pudores qué es cada uno de los ingredientes, es hora de invertir los roles.
(Costa Rica 5802, Palermo Hollywood / T. 4775-7050)
 
6. TO
Tu viejo todavía piensa que el sushi no es para gente de su edad. Mostrale que está equivocado en Tô, donde la mezcla de decoración, alta cocina y kaiten –la cinta continua que reparte los platos por la barra- lo van convencer de lo contrario. Pedite unos tragos de su gran oferta, sentate en la barra y tomá de la cinta los platos que te tienten. Empezá con los rolls y seguí con sashimis y niguiris de salmón; luego los de pescados blancos cosa de no espantarlo. Al final te van a contar los platitos: sin bebidas, pagarás unos 130 pesos por persona. Saldrá convencido que hay vida más allá de la pizza.
(Costa Rica 6000, Palermo / T. 4772-8569)

7. EL BAQUEANO
Para tu papá, comer carne equivale a pedir un bife de chorizo a punto y quizás unas mollejas. Pero hoy las opciones van mucho más allá de la clásica parrilla de siempre. Mostrale un mundo nuevo hacíendole probar carnes “exóticas”, como las de yacaré, o de vizcacha. En El Baqueano, hay un menú degustación de 5 o de 7 pasos en los que trabaja la fauna local con técnicas modernas de cocción. Por ejemplo, carpaccio de llama, ñandú grillado o cordero cocido a baja temperatura. Ojo: sólo abre por la noche de jueves a sábado. Gastarás 125 pesos + bebidas por persona.
(Chile 495, San Telmo / T. 4342-0802)

8. LA VINERIA DE GUALTERIO BOLIVAR
La casa que conduce molecularmente Alejandro Digilio es un punto clave en la reconversión de cualquier padre desde la prehistoria culinaria de Doña Petrona a la vanguardia evolutiva de Ferrán Adriá. Le vas a ver la misma cara que el día en que recibió su primer mail o habló por Skype. Y eso, porque en La Vinería sólo sirven un menú degustación con cocina de tendencia: dieciséis breves pasos que incluyen desde crackers de salmón & soja o pulpo con papas, pimentón & salsa de tinta o un fundente de cerdo laqueado. Abren de martes a domingo, almuerzo y cena, 230 pesos + bebidas por persona. “Caro, pero el mejor”, decile. Como la propaganda de Aurora Grundig.
(Bolívar 865, San Telmo / T. 4361-4709)

9. DE OLIVAS I LUSTRES
Pocos restaurantes tienen la virtud de ser barrocos en su decoración y cocina sin derrapar en el intento. De Olivas es uno de los que sale airoso del transe desde hace once años con una ecuación que combina el bodegón kitch –conviven títeres, discos y fonolas junto a muebles y publicidades retro- con las buenas tapas de comidas clásicas. Cinco pasos que de un tapeo de 14 piezas servidas en baldosas, frascos de farmacia o azulejos. Probarás un mondongo provenzal, palillos de carne, aceitunas rebozadas o pescadillos al ajillo. Se van a divertir. Todo por 115 pesos + bebidas entre ambos.
(Gorriti 3972, Palermo / T. 4867-3388)

10. POZO SANTO
Si para tu viejo Perú representa el país humilde al que fue de mochilero en los 70’s, Pozo Santo será como hacerlo viajar en primera por lo mejor del mundo andino. Una casa amplia y ambientada con ángeles de madera coloniales, arañas y una linda fuente son la mitad del atractivo. La otra parte corre por cuenta del chef Rafael Rivera: una propuesta criolla –léase, sin fusión asiática- van a desfilar desde causas a un lomo saltado o seco de cordero. Tiene una completa oferta de vinos y de piscos, como para pasarte un mediodía con larga sobremesa. Sin bebidas, vas a gastar unos 120 pesos por persona.
(El Salvador 4968, Palermo / T. 4833-1611)

¿Nos recomendás algún restaurante para ampliar este listado?

por Vanesa Klover

comentarios

Los comentarios y opiniones enviadas a este espacio de expresi�n, son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Groser�as, acusaciones sin fundamento e insultos ser�n eliminados por el moderador. Al dejar su comentario el usuario acepta recibir nuestro newsletter y autoriza a Planeta JOY a incorporar su mail a su base de datos.

Dej� tus comentarios