03.11.2015

Spring Malbec: seis tintos frescos para probar esta temporada

¿Quién dijo que el tinto y el calor no se llevan bien? Media docena de propuestas ideales para disfrutar antes de que termine la primavera, de la mano de la cepa argentina por excelencia.


1. VIENTO SUR MALBEC 2014 ($60)
Allá en Gualtallary, Tupungato arriba, hay un rincón para los vinos tintos que promete (y cumple) un horizonte de frescura elevada para el Malbec. Un excelente ejemplo, accesible y de notable carenado moderno, es este ejemplar de Finca Ferrer. Si estás en plan picnic primaveral y el gusto pasa por una buena botella de tinto, buscá este vino y dejate llevar por la sencillez de su estructura tirante y el casi expectorante sabor del campo en el fondo de boca. Una rica curiosidad.

2. KILLKA MALBEC 2013 ($87)
Nuevamente Valle de Uco, la meca de la frescura local a la hora de un Malbec. En este caso, los viñedos ubicados en torno a los mil metros de bodega Salentein. Aquí, además de las elevaciones, manda la intención de conseguir un Malbec en el que la acidez moderada sea la cuerda tensa sobre la que penden todos los atributos del vino. Eso, sumado a un carácter frutal y atractivo, son las armas de seducción de este tinto ideal para la mesa de la media estación.

3. LOS CARDOS MALBEC 2014 ($95)
Frescura es un término relativamente nuevo en materia de tintos argentinos. Hasta hace no mucho, lo único que se ponderaba era el peso y el volumen, dos cosas que se consiguen con uvas muy maduras. Pero la frescura, que engalana la boca y hace que el vino sea una bebida que se disfruta y quita la sed, es un concepto novedoso en nuestro medio. Concepto, hay que decir, que Los Cardos Malbec de Doña Paula ejemplifica y defiende hace un par de vendimias.

4. SYLVESTRA MALBEC 2014 ($130)
Nuevo en la góndola, este Malbec elaborado por el enólogo Walter Bressia en su bodega familiar apunta a un estilo moderno y refrescante, con unos pocos trazos en su andamiaje simple: fruta roja bien notable, boca de tensión moderada y músculo comedido, y una chispa de acidez que enciende el motor de las papilas y refresca el paso por la bóveda del paladar. Para ocasionales bebedores primaverales, una excelente opción de temporada.

5. LORCA ÓPALO MALBEC 2013 ($145)
Nobleza obliga: uno de los primeros Malbec que apostaron por la frescura pura y dura, aún a riesgo de parecer algo inconcluso cuando fue lanzado en 2003, es este ejemplar del enólogo Mauricio Lorca. Sin madera –así se promocionó desde el vamos– ganó incluso más frescura con las últimas cosechas. ¿El truco? Las uvas de Vistaflores, en el Valle de Uco, le imprimen al varietal un trazo balsámico que ensancha la boca con sabores de hierba fresca. Probar para creer.

6. CRUACHAN MALBEC ($280)
Con nombre rockero, este vino elaborado por bodega Gen –de la enóloga Andrea Mufatto y Gerardo Michelini– es también un tinto rockero en cuanto a su propuesta rupturista. Las uvas provienen del Alto Valle de Uco y el estilo del vino es todo menos lo que uno espera: delgado, punzante de acidez y con aromas herbales y frutales, se presenta como un Malbec lineal y apretado que no le gustará a todo el mundo. Eso sí: quien se enamore, tendrá su tinto de primavera para ocasiones especiales.

Por Joaquín Hidalgo

comentarios

Los comentarios y opiniones enviadas a este espacio de expresi�n, son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Groser�as, acusaciones sin fundamento e insultos ser�n eliminados por el moderador. Al dejar su comentario el usuario acepta recibir nuestro newsletter y autoriza a Planeta JOY a incorporar su mail a su base de datos.

Dejá tus comentarios

más leidasmás comentadas