27.05.2010

Tostadas de hongos

Un appetizer para lucirse


En el mínimo detalle de untar los panes con manteca está la clave que hace que en el horno esa miga blanda e insípida forme una capa finita, dorada, bien crocante y sabrosa sobre la que se apoyan el resto de los ingredientes.

200 grs. de champiñones, de portobellos, o una mezcla de ambos
Aceite de oliva, cantidad necesaria
4 rebanadas de pan
4 fetas de queso de máquina cortadas en cuadraditos, o 4 cucharadas de algún queso sabroso que te guste (pero si es fuerte no le pongas mucho)
Manteca, cantidad necesaria

Precalentar el horno a fuego medio. Lavar y cortar los hongos en láminas de 2 o 3 mm. En el caso de que los portobellos sean grandes, primero cortarlos a la mitad verticalmente, y después en láminas.

Poner un poco de aceite de oliva en una sartén. Cuando esté caliente, echar los hongos. Dejarlos cocinar sin tocarlos ni revolverlos hasta que estén tiernos. Recién ahí salpimentar y revolver un poco. Apagar el fuego.

Untar una de las caras de las rebanadas de pan con manteca. Colocarlas sobre una fuente para horno con la cara con manteca hacia abajo. Colocar encima de cada una de ellas un cuarto de los hongos saltados. Terminar con el queso por arriba, y llevar al horno hasta que éste esté bien derretido. Comer caliente.
 

Texto y fotos: Mercedes Monti
Más recetas e ideas en El Tenedor Rosa 

comentarios

Los comentarios y opiniones enviadas a este espacio de expresi�n, son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Groser�as, acusaciones sin fundamento e insultos ser�n eliminados por el moderador. Al dejar su comentario el usuario acepta recibir nuestro newsletter y autoriza a Planeta JOY a incorporar su mail a su base de datos.

Dejá tus comentarios
más leidasmás comentadas