04.06.2010

10 bares de Buenos Aires para salir en grupo

Si querés saber cuáles son los mejores bares para salir en grupo, con amigos, lee este nota.


No todo lugar sirve para ir en grupo. Los bares para grupos tienen que tener características comunes: buena cantidad de mesas (que se puedan reacomodar); espacios privados; música a volúmenes aceptables; menús prearmados; precios accesibles. Y, siempre, onda. No son tantas las exigencias, pero sí son indispensables para que la reunión (un cumpleaños, por ejemplo) triunfe. Aquí, nuestros diez elegidos.

1. PARA GRUPOS DE SOLTEROS: SABBIA

Es “el” lugar de Recoleta, punto de encuentro de chicos y chicas lindas, algo de jet set local y mucha más gente. Mix de levante y diversión alcohólica. Es común escuchar a las 0 horas como en varias mesas se canta el Feliz Cumpleaños. El mejor lugar es el deck, con capacidad para 50 personas y mesas grandes. Para comer, hay menús armados con entrada, trago y gaseosa, desde 65 pesos.  
(Ayacucho 1240, Barrio Norte / T. 4827-4415)

2. PARA ESCAPAR DE LAS ZONAS DE MODA: THE OLDEST

En pleno centro geográfico de la ciudad está The Oldest, un bastión de la cultura británica en Caballito. Si quieren evitar Palermo o Recoleta, aquí los amigos podrán encontrar buenas hamburguesas, tablas para picar entre varios, cervezas tiradas incluyendo la irlandesa Guinness y una música que transita el indie y un soft rock comercial.  
(Ambrosetti 31, Cabalito / T. 4902-3188)

3. PARA SALIDAS TRASH: LA PUERTA ROJA
La Puerta Roja logró un merecido lugar en el mapa de la noche porteña gracias a bebidas de calidad y precios súper accesibles, un ambiente de tugurio, y comidas ricas, simples y con toques fashion. Muchísimos extranjeros de los hostels de San Telmo, cervezas importadas y artesanales, Gin Tonics y whiskies, y una mesa de pool siempre poblada. Uno de los pocos lugares de BA que hace verdadero honor a la trasnoche.
(Chacabuco 733, San Telmo / T. 4362-5649)

4. PARA TREINTAÑEROS COOL: GODOY
Godoy logró en un par de años ser uno de lugares más exitosos de la ciudad. ¿Cómo lo hizo? Con un deck al aire libre maravilloso, un interior amplio y moderno, música siempre arriba, livings y sillones, una cava vidriada, seguridad en puerta (sinónimo de patovicas), y un final de barra que tiende al boliche. La comida y los tragos están bien, sin ser sobresalientes. Pero, en conjunto, el lugar cumple con lo que se le pide.
(Paraguay 4905. Palermo  / T. 4116-1923)

5. PARA MODERNOS: LE BAR
Cada noche hay eventos especiales,  a cargo de algunos de los más interesantes DJ’s de la escena porteña. El happy hour  dura hasta las 24. Para destacar: los cocktails son excelentes, hay una terracita íntima, y lo mejor de todo es el primer piso, dividido en espacios que parecen habitaciones y que son ideales para reservarl en grupo y asegurarse cierta intimidad.  
(Tucumán 422, Centro / T. 5219-0858)

6. PARA GRUPOS DE NOSTALGICOS: ACABAR
Un clásico palermitano, que logró diferenciarse recurriendo a lo más básico del instinto grupal: el juego. La ambientación es entre kitsch y barroca, tiene una cocina aceptable y abierta hasta entrada la madrugada, y una barra simple que se defiende. Todo esto sirve de antesala al verdadero fuerte del espacio: los juegos de mesa, como el Pictionary, Carrera de Mente, el Jenga Gigante (¿se acuerdan de Sofovich?); cartas de truco y de canasta, el famoso Scrabble, el Sexionary y muchísimo más. Tal vez te sientas algo nerd jugando en un bar; pero después de las primeras cervezas, todo va sobre rieles.
(Honduras 5733, Palermo / T. 4772-0845)

7. PARA JOVENES TOP: PUERTA UNO
Hay varias causas por las que un bar puede ser “a puertas cerradas”. En el caso de Puerta Uno, según ellos mismos dicen, es para “esconderse de quién no está invitado”. Un slogan no demasiado simpático, pero que les sirvió para hacerse de una clientela fiel, que lo suele elegir para los festejos más variados. El lugar es realmente lindo: tras pasar esa puerta perdida en el Barrio Chino de Belgrano surge un espacio de varios cuartos, flores y una iluminación que tiende al rojo.  
(Juramento 1667, Belgrano / T. 4706-1522)

8. PARA HIPPIES CHIC: CENTRO CULTURAL MATIENZO
Hay algo que ningún bar puede ofrecer, y es ese ambiente “casero”, intelectual, medio hippón y económico que poseen los centros culturales barriales. Pero tampoco es cosa de irte lejos para encontrar un lugar con onda para los festejos. En pleno Colegiales se erige el Centro Cultural Matienzo, un multiespacio (¡qué palabra demodé!) donde los ciclos de cine se alternan con recitales, los tarotistas con muestras de arte, los talleres con Djs, y varios etcs. Matienzo tiene un bar siempre abierto, con mobiliario ecléctico (sillas, sillones, mesas chicas y grandes, y una terraza con reposeras y colchonetas), y comidas que van desde picadas a pizzas, de shawarma a sándwiches vegetarianos. De beber, sale mucho la Heineken de litro. Es el lugar para ponerte ropa comprada en la feria, ir con amigos, y sentirte en un punto situado entre el barrio latino de París y un fogón a orillas del Lago Verde.
(Matienzo 2424, Colegiales  / T. 15-6526-8080)

9. PARA LOS AFERRADOS A ZONA NORTE: LO DE PEPE
Si jamás cruzás la General Paz, y preferís quedarte en esa burbuja que va desde Vicente López a San Isidro, no te preocupes, que por allí también abundan las propuestas nocturnas. Tenés toda la zona del Tren de la Costa (John John y Fernet); en Martínez está el bar Goyeneche, atendido por los nietos del famoso cantante. Los amantes de la cerveza deben apuntar a Oveja Negra (cerca de la Panamericana) y a Cunningham, en Acassusso. Por su lado, Mai Mai, con su estética noventas (aunque haya abierto en 2005), atrae a un público fashion. Pero tal vez el lugar perfecto para ir en grupo es Lo de Pepe, un preferido histórico de los norteños. Dos espacios diferenciados, uno más rockero, otro más electrónico; varias marcas de cervezas artesanales; nachos, hamburguesas y lomitos; y una noche que dura hasta que las velas dejan de arder.
(Av. Maipú 4099, Vicente López / T. 4794-3469)

10. PARA IR EN MINI COOPER: MUTE
Las Cañitas tiene eso de querer exhibirse: es una gran vidriera donde los grupos de amigos circulan con sus mejores ropas y sonrisas en el rostro. Y Mute es el mejor ejemplo. Oscuro, sobrio, mínimo, se abre sobre la calle Báez y recibe a sus miles de visitantes. Desde la barra en forma de herradura ofrece espumantes, Speed y vinos, mientras que la cocina se encarga de una “alta cocina” internacional (eufemismo de platos algo pretensiosos). La música pasa por los beats electrónicos y los remixes, y abundan las mesas grandes de ocho, diez y más comensales. Lo mejor: después de comer y beber, seguir la noche visitando los otros bares de la calle con más movida de BA.
(Báez 243, Las Cañitas / T. 4776-6883)

¿Cuál es tu bar favorito para una salida grupal? ¿Nos contás?

Por Gustavo Soler

comentarios

Los comentarios y opiniones enviadas a este espacio de expresión, son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Groserías, acusaciones sin fundamento e insultos serán eliminados por el moderador. Al dejar su comentario el usuario acepta recibir nuestro newsletter y autoriza a Planeta JOY a incorporar su mail a su base de datos.

Dejá tus comentarios