¿Quién es Hidalgo?

Todo lo que siempre quisiste saber sobre mi y nunca encontraste ni el tiempo ni las ganas ni el link para preguntarlo. Y si nunca quisiste saber nada, este es el momento para enterarte de lo que realmente tampoco importa mucho.

Joaquín Hidalgo

Tres momentos hace falta saber de mi para sacarle buen jugo a este blog:

La primera es que nací en Mendoza en 1978, me crié allá y allá formé mi paladar. Un poco porque en mi casa siempre se comió rico, en eso mis padres son los principales responsables, y otro poco porque en mi adolescencia nos juntábamos con amigos a cenar cada viernes una receta diferente que cocinábamos por turnos. Así probé los primeros vinos y empecé cultivar cierto gusto por la buena comida y la cocina.

Lo segundo es la trayectoria académica. Cuando tenía 12 años mis padres me preguntaron qué colegio secundario quería cursar. No dudé mucho. Un amigo, más grande que yo estudiaba en uno del que siempre me maravillaron los cuentos que escuchaba: que tenía un museo en el que había una cabeza reducida por los jíbaros, que en el laboratorio se hacían ensayos en los que una piedra se volatilizaba en humo violeta, y que además se iba al campo cada tanto a tirarse cascotes y atender alguna clase de poda. Así llegué al Liceo Agrícola, en donde me recibí de enólogo –no confundir con licenciado en enología- e hice mis primeras armas en el mundo del vino. Si alguien tomó Colección Privada 1996, sepa que ese vino –tanto el Cabernet Sauvignon como el Franc- pasó en parte por mis manos. Pero también me entusiasmaban muchas otras cosas.

De un día para otro dejé las ciencias duras, la promesa de un futuro en la enología y la mar en coche para mudarme a La Plata y estudiar periodismo. El cuento es más largo, pero no lo contaré aquí en nombre de la brevedad. Sí diré en cambio que soñaba con la gran prensa, con ser cronista y viajero, y que no se me ocurría otra cosa que estudiar que cuadrara todos mis intereses. Ya se sabe: los periodistas somos especialistas en generalidades. Esa es la pura verdad.

El tercer punto a saber es a su vez el más decisivo. Llegué a Buenos Aires en febrero de 2003 con la única convicción de querer escribir para ganarme la vida. Sabía de vinos y tenía a su vez buena memoria de los manjares de mi casa. Con un único punto en contra: no tenía un peso. Así fue cómo me inventé este curro de escribir sobre vinos para beber sin pagar y luego le sumé escribir sobre restaurantes para comer sin pagar. Que no fui original en la idea, lo asumo sin culpas. El problema residía en encontrar la puerta para colarme en este metié.

Mientras la buscaba, atendí una vinoteca que ya no existe –se llamaba La Enoteca-, después compré vinos para un club que tampoco existe –se llamaba DarWine-, di innumerables charlas y dirigí catas para cuatro o cinco locos con sed y ganas de saber qué son los taninos. En esas idas y venidas conocí gente. Gente que resultó ser cada una de las puertas para entrar al periodismo. Primero al editor del Country Herald, un caballero que me aclaró desde el primer día que no pagaba; después a quien sería gerente del Club del Vino, que sí pagaba por las notas pero poco; después empecé como columnista de La Mañana de Neuquén –diario con el que todavía colaboro semanalmente-; y al cabo llegué a JOY, donde fui redactor y le di rienda suelta a mis gustos creativos metiendo mano en la edición fotográfica y en la artística. También hice radio –FM Clásica, Rock&Pop- y ahora estoy en LU5 los viernes a las 9:20 horas y Vorterix los sábados a las 12 horas. El último proyecto antes del blog fue la reivención de la guía de vinos  Austral Spectator –donde mis socios me dieron rienda suelta para proponer ideas y criterio-, es decir, hacer una guía que innovara en el tema. Ya está en la calle, ustedes juzgarán. Y si no la consiguen, juzguen la 2013 cuando salga.

Pero lo más importante: Bien Jugoso nació del mismo entusiasmo que hilvana esta historia. Desde la kamicaseada de hacer goulash y spätzel para mis amigos (sin conocer la receta), a la sublimación del yodo y los misterios de la fermentación en el laboratorio de química, para cerrar el círculo con las ganas de crecer que me trajeron a Buenos Aires. Ya lo dijo Hernán Casciari: lo que empieza siendo un blog –y Bien Jugoso arrancó exactamente así- puede terminar siendo cualquier cosa. En esta nueva metamorfosis me encuentro. Ya veremos a dónde me conduce.

Si todavía te quedaron ganas, seguime en twitter: @hidalgovinos

Dejá tu comentario:

Comentá usando tu usuario de Facebook:

O ingresando tus datos:



7 Comentarios

  1. Agustín Lanús dijo:

    Jaja Excelente tu biografía Joaco!! me la tragé como todas tus notas! Un grande!!

  2. Melania dijo:

    Joaquín, escucho el segmento de uds hace unos meses, y la verdad es que me inquietaba saber como eras… es por eso que llegué aqui! Te felicito por tu pequeña trayectoria que será mas larga con el tiempo! Fue lindo conocer tu historia. Te cuento que en 2006 fui de vacaciones a Mendoza y me enamoré de tu ciudad, es más hasta queria ir vivir!… La verdad es que NO LO DESCARTO, pero la realidad es que soy bicho de ciudad, ja, ja!. Soy Lic. en Diseño Gráfico y una de los temas que me interesan es todo lo relacionado con vinos, de hecho he trabajado Free para Finca Flichmann, diseñado etiquetas y demás!
    Te dejo un beso grande y gracias por compartir tus conocimientos!

  3. Ana Garibaldi dijo:

    Hermoso tu blog Joaquín! Me encanta tu creatividad! Doy fé que aún hoy comemos muuuuuy “rico” en lo de los Hidalgo, y ni hablar con lo que acompañamos! Mucha suerte en tus “jugosos” emprendimientos!
    Beso grande!

  4. Mariano Vignoni dijo:

    Juaco! muy buena la nota de Armenia, Gracias por lo de Crack ja me senti Messi!
    Muy buena la web y la bigrafia, me gusto mas contada por usted ja
    Un saludo grande y espero que sigamos creciendo juntos en este lindo mundo del vino.

    Salute

  5. Maximo Morales dijo:

    Hola Hidalgo! Siempre leo tu blog y quisiera, por favor, si me podrías informar dónde conseguir la edición limitada de Cerveza Patagonia, si la has probado y qué te ha parecido. Desde ya, muchas gracias y un abrazo!

  6. Germán Gómez dijo:

    Simplemente quería dejar este blog
    muchomasquepanconqueso.blogspot.com.ar

    y recomiendo las notas simpleza y rusticidad 1 y 2

  7. Silvina dijo:

    Hola desde Dakar!
    Me encanta tu blog aunque lo sigo desde hace poco. Te felicito, es muy completo!!!
    Un saludo