19.12.2018

¡Qué pan dulce! 8 estilos bien diferentes y los mejores lugares para comprarlos

El estilo genoves, el que tiene chips de chocolate, de masamadre… a la hora del pan dulce hay opciones para todos los gustos; encontrá cuál es tu favorito en esta nota.


La historia del dulce más clásico de la Navidad se remonta a Italia, más precisamente a Milán, en pleno siglo XV. La tradición se conservó a través de los años, traspasó fronteras y cada país le dio su impronta particular. En la ciudad de Buenos Aires hay variedades para todos los gustos: desde clásicos, gourmet, integrales, de masa madre y también helado. En esta nota les dejamos nuestra selección de los imperdibles para la Nochebuena. Con distintas texturas, rellenos y toppings, hasta papá Noel se va a tentar en el brindis. 

Tres opciones tentadoras tipo brioche en Moshu 

Desde su apertura, Moshu sorprende al barrio de Saavedra con sus deliciosos panificados y opciones dulces para los paladares más exigentes. Y el  pan dulce no es la excepción. La textura bien húmeda es estilo brioche; este año ofrecen tres versiones bien diferentes. La más clásica es el relleno de frutos secos como las castañas de cajú tostadas, nueces, avellanas, pasas rubias y morochas. La segunda opción le agrega a este relleno chips de chocolate belga. Para los que prefieran solamente de chocolate Papá Noel también les concederá este deseo. Todos tienen un topping de azúcar impalpable. Viene en tres presentaciones: 330gr, 650gr y 800gr. Para complementar el banquete de navidad, también ofrecen versiones de galletitas temáticas con forma de  árbol de navidad, estrellas y muñecos de jengibre. En Moshu se vive la Navidad a pleno y sus pan dulces son tan sabrosos como sus tortas. Un consejo: guárdate un pedacito para disfrutarlo con un mate el 25 de diciembre a la tarde. 

Moshu- Moldes 3802 (Saavedra).

Versión orgánica e integral en Buenos Aires Verde

Si lo que estás buscando es una opción menos calórica para contrarrestar con el Vitel Toné, la ensalada rusa y el lechón, Buenos Aires Verde tiene una versión orgánica y de harina integral muy sabrosa. La masa queda muy gustosa porque tiene esencia de limón, sal marina, vainillina y también ralladura de naranja. El relleno es generoso, con gran cantidad y variedad de frutas secas como las almendras tostadas, nueces, castañas de Cajú, pasas, naranja confitada y también pistachos. ¡Ideal para brindar a las doce con menos culpa!

Buenos Aires Verde Gorriti 5657 (Palermo) y Vidal 2226 (Belgrano).

Un clásico panettoni en Próspero Velasco 

Los panettoni de Próspero Velasco son un clásico de la navidad. La elaboración es 100% artesanal sin ningún tipo de aditivos, esencias ni conservantes y cada uno demanda tres días de intensa producción. La textura suave y esponjosa de la masa, se logra con una  fermentación natural de una manzana que otorga a la levadura madre perfumes intensos. El resultado es un producto súper crocante por fuera y húmedo y esponjoso por dentro. Todas las recetas llevan manteca, huevos, ralladura de naranja y miel. El panettone Milanés viene relleno de naranjas y pasas.  Otro imperdible en la mesa navideña es la versión rellena con chocolate amargo, chocolate con leche y praliné. Los puristas, pueden optar por la versión con almendras tostadas y frutas abrillantadas. La presentación es de 500 gramos ($380) Se pueden conseguir en la planta de elaboración en el barrio de Colegiales (Superí 1278) o hacer el pedido por teléfono 4551-8924. También los podés encontrar en Buenos Aires Market.

Próspero Velasco- Superí 1278 (Colegiales).  

Sabor italiano en L’adesso Ristorante 

Si buscamos remontarnos a los sabores de origen del clásico dulce navideño que mejor opción que encarar por la versión del chef Leonardo Fumarola en L’adesso Ristorante. Fumarola ofrece el típico panettone que los hará sentir por un rato en Italia. El producto es totalmente fresco y se prepara con un proceso de leudado natural de tres días. Una opción viene rellena de almendras, pasas de uva y cáscara de limones y naranja. También hay solo de chocolate ($350). Además, ofrecen el Pandoro $300 (originario de Verona), sin ningún tipo de relleno y espolvoreado con azúcar impalpable. Todas las versiones son de 500 gramos. 

L’adesso Ristorante Fray Justo Sta. María de Oro 2047.

Variedades gourmet en MADA Patisserie 

El pan dulce de Juliana Herrera Dappe, pastelera y dueña de Mada, es bien gourmet. En esas fiestas ofrece dos variedades: de chocolate y cascaritas de naranja ($600 el kilo) y otro especial sólo de frutas secas con una mezcla generosa de nueces, almendras, avellanas y castañas de cajú ($700 el kilo). 

Al ser artesanal, no lleva conservantes ni aditivos. Para obtener la humedad de la masa Herrera Dappe utiliza miel.  El pan dulce tiene un sabor particular por la ralladura de limón  y naranja, además no lleva agua de azahar. Otro diferencial es que las cascaritas de naranja son confitadas por ellos mismos y las frutas secas están previamente tostadas. Como resultado: un producto esponjoso y húmedo. Perfecto para coronar la velada de la Nochebuena. 

MADA Patisserie - 3 de Febrero 1064 (Belgrano).

 

Estilo genovés en Plaza Mayor

El restaurante español Plaza Mayor se convirtió en un clásico imbatible en materia de pan dulce. Tan afamado es que tienen producción durante todo el año. Días previos a la Navidad se forman largas colas sobre la calle Venezuela en el barrio de Monserrat. Todos quieren llevarse el pan dulce con estilo genovés (redondo y más chatito) y mucho relleno de almendras, avellanas, pasas de uva, castañas de cajú y frutas escurridas. Por supuesto no tiene ningún tipo de conservantes y la masa es suave porque lleva manteca. El kilo de pan dulce está $500. Golosos armarse de paciencia, porque cuando se acerca Nochebuena todos van en busca de esta delicia que respeta la misma receta desde 1985. 

De masamadre en Malvón

Toda la panadería de Malvón es artesanal y hace cinco años que incorporaron para las fiestas un pan dulce hecho con masamadre (de harina de centero e integral) que lo hace más sano y nutritivo. El pan dulce, no lleva conservantes ni aditivos. Tienen una única versión rellena de nueces pecanas, pasas de uva y chocolate, cascarilla de naranja. Para conseguirlo se puede retirar directamente en el local a $350 los 500 gramos.  Un dato: si lo querés disfrutar unos días antes luego de pedirte el clásico brunch o después de la cena tienen una oferta especial de $250.

Malvón- Serrano 789 (Palermo).

Bien helado en Freddo

La cadena de heladerías Freddo ofrece un pan dulce refrescante: el pan dulce helado. Esta reversión de la receta tradicional que no defrauda. El pan dulce está elaborado a  partir de una base de crema helada con agua de azahar con almendras, avellanas y pistachos tostados. También trae cascaritas de naranja, nueces e hilos de chocolate semiamargo. El postre pesa 1,2k y rinde para 10 porciones. Se puede conseguir en los locales Freddo del país por $700.

Por Agustina Canaparo.


comentarios

Los comentarios y opiniones enviadas a este espacio de expresi�n, son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Groser�as, acusaciones sin fundamento e insultos ser�n eliminados por el moderador. Al dejar su comentario el usuario acepta recibir nuestro newsletter y autoriza a Planeta JOY a incorporar su mail a su base de datos.

Dejá tus comentarios