28.05.2013

Bombones porteños: dónde conseguir los más ricos

Regalar una caja de bombones no tiene por qué ser un gesto empalagoso ni una costumbre del pasado. Recorrimos chocolaterías y confiterías para encontrar algunos de los más tentadores de Buenos Aires.


Son pequeños placeres de chocolate y, como todo lo bueno en la vida, duran poco y vienen en frasco chico. Sin embargo, regalar una cajita de bombones es uno de los presentes más valorados en ocasiones especiales: cumpleaños, nacimientos, celebraciones especiales o sencillamente para expresar un gran sentimiento con un simple detalle que nunca falla. Recorrimos todos los barrios y acá están los mejores que encontramos.
 
Artísticos, con diseño y unisex en KAKAWA
Generalmente, se asocian los bombones a las madres y las novias. Sin embargo esta bombonería vanguardista y de lujo te va a sorprender con diseños ideales para hombres de negocios y regalos corporativos. El producto estrella es la Media Esfera Calada de chocolate con 30 minibombones surtidos presentados en caja de joyería que conseguís por 100 pesos. Pero también hay Lingotes rellenos con marroc, gianduja o frambuesa, mosaicos de chocolate amargo y triángulos rellenos con turrón de yema, castañas, coñac y dulce de leche. Para ser el mejor en el arte de agasajar, estas creaciones de alta gama son ideales. Se consiguen en sus locales de San Isidro, San Telmo o Lomas de Zamora.
(Fondo de la Legua 898, San Isidro / T. 4717-6837)
 
Chocolate de autor en VASALISSA CHOCOLATIER
El nombre de esta chocolatería es tomado de un cuento de hadas que habla sobre el legado de padres a hijos y que remite al origen mismo de su mentor y a la historia detrás de esta empresa familiar. El chocolate puro, el proceso de templado, los blends únicos y la utilización de moldes belgas, da como resultado un bombón impecable en su brillo, sabor y textura. Recomendamos dos: la “Pirámide de Papua” que es un bombón amargo, denso, con un sabor particular, algo amaderado y ahumado, que se ha convertido en un bombón de cata; y el “Cerisette”, en forma de un DOME o cúpula, que tiene una ganache muy cremosa de chocolate, más cereza macerada en kirsch durante un año. Viene envuelto en un papel metalizado que, al quitarlo, te va inundar un mix de aromas entre los cuales resalta el frutal. Cuestan $83 los 100 grs y vienen en cajas especiales con estampa de “toile du Jouy”. Bonus track: el padre de la Vasalissa contemporánea es el creador del tradicional bocadito Cabsha.
(Alvear 402, Martínez/ T. 4798-6506 y sucursales)


Exóticos en TIKAL
El nombre de esta firma remite a la más grande de las ciudades del período clásico, situada en la Península de Yucatán, en la cual se halló el primer grano de cacao. Hoy, en este remanso de los amantes del chocolate se reúnen los sabores del mundo entero para lograr productos premium: cacao de Venezuela, Ghana y Madagascar, avellanas de origen turco, almendras chilenas, licores de Cuba, especias de la India y dulce de leche de nuestra Pampa. De todas las combinaciones exóticas que encontramos, sugerimos los bombones de jengibre y lemoncello, realizados en chocolate semiamargo con relleno cremoso de limón y notas de jengibre, elaborados con moldes de diseño exclusivo y presentados en cajas que emulan los estuches de una joya. Otros para no perderse son los de "Cointreau y azafrán" o los de "Pimienta negra y sambayón". La caja de 12 piezas a elección cuesta $79.
(Echeverría 2495, Belgrano/T. 4788-6188)


Trufas de Arándanos en EL VIEJO OSO
Dentro de las diez variedades existentes (con o sin licor) de estos especialistas indiscutidos en trufas artesanales, recomendamos los elaborados con ganache de arándanos. Tienen una textura cremosa que se disuelve en la boca y una cobertura en base a los mejores chocolates provenientes de Ecuador y Brasil. Si buscás algo tentador después del almuerzo o la cena, no podés de dejar de probar las "trufas de café", que llevan una ganache de chocolate con café más baño de chocolate amargo y cacao en polvo. Se presentan en delicadas cajas de 12 unidades ($70) ó 18 unidades ($100). Entre las novedades, se encuentran los bombones de Bayleys, de coco y de frutos del bosque.
(Debenedetti 602 local 10. Estación La Lucila/ T. 4799.5129 y sucursales)

 
Amargos en COMPAÑÍA DE CHOCOLATES
Es una de las mejores chocolaterías de la ciudad en donde además se pueden comer helados artesanales y hasta ricos sándwiches. Su chef y maestro del cacao, Daniel Uria, trabaja con los mejores granos del continente para producir sus chocolates. Los bombones se pueden elegir según su grado de cacao, para los paladares exigentes que se niegan a disfrutar los suaves a base de leche. Hay uno con granos traídos de Brasil y 35% de cacao, el Bahía Superior, hasta otro con granos venezolanos y 80% de pureza, el Carnero Superior. Otros sabores novedosos son el de lavanda, curry y coco, oliva y yerba mate. Se consiguen en sus boutiques de Palermo y Recoleta, como también se pueden encargar online (reparto exclusivo para los barrios mencionados, o los podés ir a buscar una vez pedidos). Hay cajas desde 4 a 96 unidades. La de 24 cuesta $170. También hay trufas, tabletas y los tan fashion macarons.
(Seguí 3551, Palermo Chico/ T. 4801-1339. Otras sucursales y pedidos online en la web).

Frutos secos bañados en chocolate en RITZ

Esta confitería hoy famosa por la milhojas que lleva su nombre, es una de las preferidas del barrio de Colegiales desde 1932. Pero si de bombones hablamos, los de higos, ciruelas y pasas de uva bañadas en chocolate son los que se llevan todos los aplausos ($224 el kilo). Para los más tradicionales, están los de dulce de leche, los de licor y los frutales. También recomendamos probar los marron glacé en forma de caramelos, que son castañas glaseadas con almíbar y cuestan $3,80 la unidad. En cuanto al packaging, se puede optar por las clásicas cajas deluxe en forma de corazón forradas en tela aterciopelada de distintos motivos por $65 extra, por si la intención romántica del gesto no quedó del todo clara.
(Av Federico Lacroze 2425, Colegiales / T. 4771-2222)
 
Chocolate belga en NUCHA
Los bombones más sofisticados los vas a encontrar en este local recién estrenado que viene a engrosar el largo listado de sucursales de esta cadena de manjares. Están elaborados en base a chocolate belga y vienen en combinaciones extravagantes como anís, cassis, menta y limón, frutos del bosque, ganache de chocolate, tacita moka, crema de Baileys y praliné de avellanas blanco, entre otros. Pero nos quedamos con el Corazón de Chocolate blanco relleno con dulce de leche en forma de moño. Vienen en envases de 100 grs que cuestan 40 pesos. Ideal para paladares exigentes.
(Nicaragua 6055, Palermo / Otros locales en: www.nucha.com.ar)
 
Clásicos en EL PROGRESO
En un caprichoso juego de palabras, a escasos metros de La Bombonera podés encontrar bombones clásicos rellenos de exquisito chocolate en variados diseños: tanto los macizos como los rellenos están moldeados con formas de flores, corazones y frutas. Imperdibles los de chocolate amargo que están para llevárselos del local de La Boca directamente a tu boca. Los conseguís por $220 el kilo.
(Olavarría 628, La Boca / T. 4301-0606) 

Semiamargos en LAS VIOLETAS
Si pasás por este lugar emblemático de Buenos Aires, te recomendamos probar los bombones de chocolate semiamargo elaborados especialmente por una de las firmas chocolateras más prestigiosas del mercado. Los habitués, suelen llevar la caja tradicional de un kilo, que cuesta $280, mientras que los turistas que pasan por allí prefieren quedarse con el recuerdo de este suntuoso bar impreso en una lata contenedora que cuesta $340. Precisamente, uno de los rasgos sobresalientes de este local es su gran variedad de presentaciones Premium: podés llevar tus chocolates en varias opciones de estuches de madera, de peluche y cartón forrado en telas. Hay opciones más económicas como los bombones de fruta azucarados o glaseados ($160 y $180 el kilo respectivamente).
(Rivadavia 3899, Almagro / T. 4958-7387)
 
Novedosos en SAVONA

Desde hace 80 años, los vecinos de Caballito eligen la calidad de los productos de esta confitería, que si bien se define como clásica, en materia de bombones rellenos propone innovar en sabores inspirados en gustos de helados, como sambayón, tiramisú, menta, praliné, mousse de chocolate y multichocolate. El kilo cuesta $280 y vienen en cajas de cartón dorado, bolsa de pana roja e importante moño. Otras presentaciones para enamorar son las cajas en forma de corazón desde 180 pesos que contienen 200 grs de los más finos bombones.  
(Av. José María Moreno 334, Caballito / T. 4901-3665)

Bocados y bombones individuales, en LA ARGENTINA
En esta confitería, encontramos un sabor bien nuestro que hace honor al nombre de la casa: son los bombones individuales de ciruelas de la Patagonia rellenos con dulce de leche y nuez, bañados en chocolate con leche. Otra delicia nacional son los bocados hechos en base nuez mariposa cortadas en mitades, unidas con dulce de leche y bañadas en chocolate con leche ($6 la unidad). Pero también hay bombones surtidos presentados en boxes que están pensados para regalar y regalarse. Podés elegir un mix bombones rellenos con ganache de licores, de pistacho y hasta de higos turcos ($100 el box de 24 unidades). Cualquiera sea tu elección, te vas a deleitar con chocolate 100% puro del prestigioso chocolatero Barry Callebaut.
(Libertador 6481, Núñez / T. 4784-8333)

 

Por Mariela Blanco

comentarios

Los comentarios y opiniones enviadas a este espacio de expresi�n, son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Groser�as, acusaciones sin fundamento e insultos ser�n eliminados por el moderador. Al dejar su comentario el usuario acepta recibir nuestro newsletter y autoriza a Planeta JOY a incorporar su mail a su base de datos.

Dejá tus comentarios